El telescopio orbital WISE se desprendió de su cobertura

29 de diciembre de 2009

Thumbnail preview

NASA/ JPL

Los ingenieros y los científicos dicen que la maniobra se desarrolló sin problemas, y todo está funcionando correctamente. La “primera luz” de la misión, con imágenes del cielo, se dará a conocer al público en aproximadamente un mes, después que el telescopio haya sido totalmente calibrado.

“La cobertura se alejó flotando como lo habíamos planeado”, dijo William Irace, director del proyecto de la misión en el Laboratorio de Propulsión a Reacción, JPL, en Pasadena, California. “Nuestros detectores están absorbiendo luz de las estrellas, por primera vez”.

WISE llevará a cabo el estudio más detallado en infrarrojo de todo el cielo, hasta la fecha. Sus millones de imágenes expondrán el lado oscuro del cosmos: los objetos, como los asteroides, estrellas y galaxias, que son demasiado fríos o el polvo que no se ven en la luz visible. El telescopio estudiará el cielo una vez y media en nueve meses, concluyendo su misión principal, al evaporarse el refrigerante que necesita para ver la luz infrarroja.

WISE fue lanzado el 14 de diciembre de 2009 desde la Base Vandenberg de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos, en California. Una vez que fue comprobado fehacientemente su estado en el espacio, se dispuso a “voltear la tapa”.

La cobertura de la parte superior sirvió como una botella térmica para enfriar el instrumento – un telescopio de 40 centímetros y de cuatro conjuntos de detectores infrarrojos con un millón de píxeles cada uno. El instrumento debe mantenerse a temperaturas congeladas, tan frías como por debajo de 8 Kelvin, para evitar que se contamine de su propio calor, o su brillo infrarrojo. La cobertura mantuvo todo frío cuando estaba en Tierra aislando al instrumento por medio de una cámara de vacío sellada. De la misma manera que los termos utilizan capas finas de vacío para mantener el café caliente o el té helado, el espacio vacío dentro de WISE evitó que entrase el calor. Ahora, el propio espacio proveerá al instrumento de un vacío mejor que el anterior.

La tapa también protegió al instrumento de la entrada de luz solar y del exceso de calor durante el lanzamiento.

A alrededor de las 21:30 TU del 29 de diciembre de 2009, los ingenieros enviaron una orden para que se detonaran las cargas que procedieron a liberar los tornillos de la tapa de su lugar. Tres resortes fueron liberados para empujar la cubierta a que se distanciase y adoptase una órbita más cercana a la Tierra que la de la nave espacial.

Los científicos y los ingenieros están ahora ocupados en ajustar la velocidad de la nave para que coincida con la tasa del espejo de escaneo. Para tomar imágenes fijas en el cielo a medida que orbita alrededor de la Tierra, WISE usará un espejo de exploración para contrarrestar su movimiento. La luz del espejo primario del telescopio en movimiento se centrará en el espejo, que se mueve en la dirección opuesta con la misma velocidad. Esto permite a la misión tomar “imágenes frizadas” instantáneas del cielo cada 11 segundos. Eso resulta en alrededor de 7.500 imágenes por día.

“Es maravilloso terminar el año con los ojos de WISE bien abiertos”, dijo Peter Eisenhardt, científico del proyecto de la misión en el JPL. “Ahora podemos sincronizar a WISE con el espejo de escaneo y ocuparnos de la exploración del Universo infrarrojo.”

WISE está programado para comenzar su estudio del cielo en infrarrojo a mediados de enero de 2010.

Más información en:

http://www.jpl.nasa.gov/

Entradas Relacionadas:

Etiquetas: , , ,